spot_img
19.7 C
Bogota
miércoles, abril 24, 2024
spot_img

Las APIs son la herramienta clave para aprovechar el potencial del Open Finance en Colombia

Actualmente, el sistema financiero colombiano vive una transformación debido a la acelerada innovación tecnológica, la entrada de nuevos jugadores al mercado y las nuevas exigencias de los consumidores. Para potenciar este panorama, el Gobierno dio luz verde al Open Finance con la expedición del decreto 1297 y su incorporación en el Plan Nacional de Desarrollo 2022-2026. Este modelo mejorará la inclusión financiera y la creación de nuevos productos y servicios, a través del intercambio de la información de los usuarios de forma segura. Bajo este contexto se abre la pregunta: ¿cómo aprovechar el potencial del Open Finance? 

 

Uno de los aspectos más importantes del Open Finance es el papel que juegan las APIs (application programming interfaces), la herramienta principal que permite una mayor interoperabilidad y acceso a los datos financieros. Según Sensedia, empresa global experta en soluciones de integración y APIs; y el principal habilitador tecnológico del Open Finance en Latinoamérica, las APIs son los puentes que hacen viable, seguro y escalable que las empresas puedan conectarse entre ellas, habilitando así modelos de ecosistemas, en otras palabras, que se pueda compartir información del cliente, así como productos y servicios, en una experiencia fluida. 

 

“Las APIs ya no son simplemente herramientas técnicas que permiten la integración de sistemas, sino también activos digitales que habilitan la generación de nuevos modelos de negocio mucho más dinámicos, innovadores y cercanos a las verdaderas necesidades de los clientes”, afirmó Jose Gómez, Country Manager de Sensedia en Colombia y Perú.

 

Las APIs cobran mayor importancia porque la Superintendencia Financiera expidió un Proyecto de Circular Externa por medio del cual busca determinar los estándares tecnológicos del Open Finance, es decir, estandarizar y homogeneizar a las APIs para facilitar el intercambio de datos entre los diferentes actores del sector financiero. 

 

De esta manera, se podrán combinar productos y servicios de diferentes empresas, así como personalizar soluciones según las necesidades del cliente. Por ejemplo,se daría pie a más Agregadores Financieros, servicios que  unen funciones de ahorro, inversión y préstamos en una única aplicación, simplificando y agilizando cada gestión. Otro caso que se habilitará serán las aplicaciones que utilizan los datos financieros para evaluar y ofrecer préstamos personales, hipotecas o líneas de crédito con tasas de interés más bajas basadas en el historial financiero del usuario. 

 

“Al permitir que los proveedores de servicios financieros accedan a los datos de los consumidores, estos pueden recibir ofertas más personalizadas y relevantes en función de su historial financiero y patrones de gasto”, explicó Gómez. 

 

En Brasil, donde el Open Finance avanza desde hace años, está el caso de Banco Topazio, que permite a otras empresas usar sus productos a través de APIs. Como resultado, más de 70 fintechs trabajan con Topazio, ofreciendo servicios únicos en sus propias áreas gracias a esta colaboración.

 

McKinsey Global Institute afirmó que los beneficios macroeconómicos del Open Finance son enormes. En un análisis de 24 iniciativas de intercambio de datos financieros en banca y pagos, la empresa descubrió que la adopción generalizada de sistemas de datos abiertos puede suponer un impulso económico considerable. Este podría oscilar entre el 1-1,5% del PIB en 2030 en la Unión Europea, el Reino Unido y EE.UU. y hasta el 4-5%. Colombia se puede sumar a esta tendencia. 

Artículos Similares

Most Popular