spot_img
19.7 C
Bogota
lunes, mayo 20, 2024
spot_img

El Desafío de la Cinetosis: Consejos de un Experto para Disfrutar tus Viajes sin Mareos

El mareo por movimiento, conocido como cinetosis, es una experiencia desagradable que puede arruinar esos momentos de diversión durante los viajes y vacaciones. Se desencadena al exponerse a movimientos repetitivos, como girar en círculos o cambiar de dirección constantemente, ya sea en una carretera con demasiadas curvas o en el balanceo de un barco en alta mar.

 

Leonardo E. Ordóñez, otorrinolaringólogo adscrito a Colsanitas, explica que la cinetosis surge debido a una discrepancia entre la información que reciben nuestro cerebro, oídos y ojos, responsables del equilibrio, junto con el sistema propioceptivo, que comprende los receptores en músculos, tendones y articulaciones. Mientras los ojos pueden percibir un movimiento específico durante el viaje, el laberinto vestibular en el oído interno no coincide con esta información, lo que provoca desequilibrio y náuseas. Además, el sistema propioceptivo no detecta el movimiento del cuerpo, exacerbando aún más la sensación de malestar.

 

El malestar estomacal que provoca el mareo tiene un propósito evolutivo, interpretando el mal funcionamiento de los sentidos del equilibrio como una posible intoxicación o envenenamiento. Además, activa el sistema nervioso autónomo, encargado de controlar las acciones involuntarias, afectando el ritmo cardíaco y la digestión.

 

Para prevenir o aliviar el mareo por movimiento, Ordóñez presenta consejos prácticos:

 

  1. Evitar cerrar los ojos: Contrario a la intuición, cerrar los ojos durante el viaje no disminuye la sensación de mareo, sino que puede empeorarla al bloquear uno de los sentidos responsables del equilibrio.

 

  1. Medicación adecuada: Es recomendable tomar un medicamento anticinetósico aproximadamente media hora antes del viaje, ya que actúa en las regiones del cerebro que reciben las señales del oído, amortiguándolas.

 

  1. Fijar la mirada en un punto fijo: Proporciona una referencia visual constante, reduciendo el conflicto visual-vestibular y aliviando los síntomas.

 

  1. Acostumbrar al organismo: Para combatir el mareo a largo plazo, es clave acostumbrar al organismo a los estímulos disímiles que lo provocan.

 

Seguir estos consejos puede marcar la diferencia entre una experiencia de viaje placentera y una afectada por el malestar de la cinetosis. Con la orientación de expertos como Leonardo E. Ordóñez, es posible disfrutar de cada destino sin preocupaciones ni mareos.

Artículos Similares

Most Popular